Araña Saltadora

Araña Saltadora

Araña Saltadora

Aunque se conocen formalmente como saltícidos, estas especies son llamadas coloquialmente arañas saltadoras, saltarinas o bien, caza moscas. Se conocen 553 géneros divididos en alrededor de 5,200 especies.

Anatomía

Lo increíble de ellas es el hecho de que pueden identificarse fácilmente de otro tipo de arañas. Muchos no estarán de acuerdo, pero son realmente hermosas.

Existen alrededor de 5,200 especies de arañas saltadoras.

Cada especie de la familia tiene variedades en sus características anatómicas, pero la mayor parte muestra combinaciones de colores brillantes e intensos en tornasol. Tienen cuatro pares de ojos en la cabeza, pero uno de esos pares es mas largo que el resto de los demás y están situados hacia el frente; el cuerpo está cubierto de gran cantidad de pelos en la cabeza, patas y pedipalpos, lo que les otorga un temible aspecto.

No son arañas grandes sino todo lo contrario; miden como máximo 22 mm de longitud, característica que les permite ocultarse bien entre flores y hojas. En apariencia son arañas muy pequeñas pero con partes anatómicas gruesas.

El patrón de colores de su cuerpo varía con el tipo de especie. Las hay con líneas horizontales o verticales, con manchas irregulares, con combinaciones de tonalidades, franjas gruesas, etc. La gama de colores que pueden llevar incluye rojo, azul, amarillo, negro, marrón, gris, naranja y blanco.

La especie Portia fimbriata es una de las más extrañas visualmente hablando y una de las que presentan saltos impresionantes con distancias de hasta 47 veces el tamaño de su cuerpo.

información sobre la araña saltadora.

Araña saltadora / Autor de la imagen: Lukas Jonaitis de Vilnius, Lithuania.

Distribución y hábitat

Se encuentran en cualquier parte del mundo, exceptuando las regiones polares. La mayoría habita muy cerca del ecuador donde se ubican varias selvas tropicales, pero también son observadas en bosques, desiertos, en zonas montañosas y a lo largo de zonas costeras.

Ellas prefieren permanecer sobre superficies verticales como postes, troncos y paredes de hogares, pero esto no es para alarmarse, pues son inofensivas y solamente intentan morder cuando se sienten bajo amenaza.

Alimentación

Observan a su presa desde una distancia de 30 cm, una cantidad considerable si tomamos en cuenta su tamaño corporal.

Generalmente las arañas saltadoras consumen néctar, insectos y otras arañas, pero hay una excepción; la mayor parte del alimento de la especie denominada científicamente como Bagheera kiplingi proviene de las plantas, pero también se sabe que realizan canibalismo en épocas de sequía.

El desarrollo de su vista les permite observar a su presa desde una distancia de 30 cm, una cantidad considerable si tomamos en cuenta su longitud corporal. Una vez detectada, la vigilan por un breve tiempo hasta que se sienten listas para saltar sobre ella sorpresivamente.

Cuando saltan van arrastrando detrás de ellas una línea de seda que las acompaña hasta el punto final. Tal línea delgada está anclada a la superficie de su punto de partida con el motivo de evitar una caída. ¿No son asombrosas?

Reproducción

Los machos realizan danzas de cortejo para las hembras moviéndose de lado a lado, saltando en su mismo lugar o simplemente moviendo sus largas patas. Durante la primavera o verano, las hembras pueden depositar hasta 100 huevos que son protegidos en un saco de seda y colocado bajo una roca o vegetación.

Las hembras pueden depositar hasta 100 huevos que son protegidos en un saco de seda.

Cuando las crías son maduras para salir al exterior, muchas de ellas mastican el saco para liberarse y suben a lo alto con ayuda de hilos de seda para ser transportadas por la brisa.

Conforme pasan los días y las diminutas arañas van creciendo un poco más, deben mudar el exoesqueleto viejo por uno nuevo. Cuando el cambio ocurre, la nueva estructura es suave y frágil al principio, por lo que debe permanecer resguardada por un breve tiempo hasta que su piel es lo suficientemente dura y resistente para protegerla.

Algunas arañas saltadoras viven hasta los tres años, pero la mayoría solo logra vivir unos meses. Las hembras mueren poco después de que los huevos eclosionan y los machos lo hacen poco después de que se aparean.

Amenazas

Los buenos cazadores también son cazados. A pesar de que pueden esconderse,  camuflarse muy eficazmente en su hábitat y saltar para huir, algunas veces los depredadores llevan la delantera, tomándolos de sorpresa sin dar oportunidad de reacción.

Los principales depredadores de este tipo de arañas son algunos tipos de avispa y ¡ellos mismos! Como mencionamos anteriormente, algunos realizan canibalismo.